El Escorpión

 El Escorpión

Praxis médica: 

Vuelve a la palestra el tema de la mala praxis médica en Panamá con el llamamiento a juicio en el caso de la muerte de una niña de 7 años ocurrido en 2017. Con el advenimiento de las redes sociales y la preocupación general sobre temas que antes no trascendían al plano de las leyes, la mala praxis médica podría ser elevada a delito penal si se aprueba el proyecto de ley que reposa en la Asamblea Nacional sobre dicha cuestión.

Anunciado bono: 

El pago del bono gubernamental que reconocerá un ingreso por la segunda partida del décimo tercer mes a quienes tiene sus contratos de trabajo suspendido se ha convertido en el fruto de la discordia para algunos sectores. El anunciado bono sin duda será felicidad para unos y desdicha para otros.

 Folclorista y justicia:

Con la muerte de Toñito Vargas el árbol del arte vernacular panameño pierde otra de sus ramas. El folclorista deja una profunda huella con su largo legado de casi seis décadas. Ahora que ya tenemos un ministerio de cultura sería de justicia que su obra, y la de otros que ya han marchado, sea recopilada para documentar el patrimonio artístico del país que está disperso y sin catalogar en riesgo de perderse para siempre.

Médicos cubanos: 

La anunciada contratación de médicos cubanos para ayudar con el Covid-19 presagia roces entre el gobierno panameño y el de los Estados Unidos. Ya fue lanzado el primer aviso y se espera que durante la visita de un alto funcionario del gobierno de ese país en los próximos días, la posición del país del norte será manifestada oficialmente ante nuestro gobierno.

Agresiones a Policía:

Las agresiones contra las unidades de policía revelan el poco respeto que sienten algunos por los agentes de la autoridad. Si no respetan a los uniformados que están entrenados y armados, qué se espera del trato hacia el resto de los mortales. Ahora que se quiere introducir una reforma del código penal para castigar más severamente a los agentes del orden público que abusen contra los ciudadanos, también debe aprovecharse para endurecer las penas contra quienes los agreden e irrespetan. En el equilibrio de ambas cosas está la clave para una norma legal que proteja a todos por igual.

aldiapanama

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *